Sobre las manifestaciones callejeras en España, ante una consulta en Facebook.

soy de Buenos Aires, Argentina, un país en el extremo sur del continente americano, donde hemos desarrollado desde hace varios siglos, civilizaciones diferentes, simultáneamente, que tuvieron encuentros genocidas por las tentativas logradas de dominación de invasores europeos a su juicio descubriendo este continente, con intención de saquear y doblegar para escalvizar sociedades enteras a su servicio, disfrazando de culturalización necesaria y espiritualización religiosa impuestas. Tras fuertes luchas que fueron cambiando de forma en estos siglos, y que aun no han terminado, contra dominadores diferentes que evolucionan cambiando, con complicidades internas sobornadas o sojuzgadas, estamos intentando caminos de soberanía y libertad, que aun se nos niegan en todos los países latinoamericanos de habla castellana. Es necesario defender al ser humano que quiere surgir, al que ya no quiere dominaciones ni influencias externas ni internas que limiten su crecimiento y posibilidades de progreso, sacándole parte de sus esfuerzos y derechos. Hay que descubrir y eliminar las influencias internas que persisten en permitir lazos de dominación, cuando no son ellos los que ahorcan. Más allá de nuestras ocupadas Islas Malvinas, hay saqueo minero, dominación a través del suministro de semillas y tecnología agraria para producción de monocultivos y toda una serie de incidencias que limitan a las naciones, subiéndose a la carga de sus esfuerzos, como con la deuda externa, la influencia a través de la dominación de los medios masivos de comunicación, el suministro de agua, alimentos, etc. A nivel local, la manifestación callejera es la respuesta a la inacción de los políticos encumbrados que dejaron de representar los intereses de quienes los votan, para sumirse en las conspiraciones disfrazadas contra los intereses del país. Al no haber posibilidad de logros concretos a través de los representantes ni de expresión por los medios amsivos de comunicación de las estructuras dominantes o apoderadas de nuestros recursos, lo que queda es salir a la calle a protestar, interumpiendo todo, en busca de una solución que nos incluya. Por Pablo Luis Caballero, Filatina, 2011. http://www.filatina.wordpress.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s